20 de enero de 2009

[Videojuegos] Impresiones de la demo de "Enter the Story: Les misérables"

"Enter the Story" es el nombre del curioso proyecto del escocés Chris Tolworthy. Este desarrollador indie se ha propuesto llevar a cabo una serie de juegos que adapten algunas de las más grandes obras de la literatura con un mismo hilo conductor centrado en la actualidad. Se trata de un proyecto tremendamente ambicioso, quizá desmedidamente ambicioso, pero que ha conseguido llamar la atención de bastante gente. La primera de las novelas adaptadas en "Enter the Story" es nada más y nada menos que "Les misérables" ("Los miserables") del escritor francés Victor Hugo. Según indica el propio autor en su página oficial las siguientes adaptaciones que realizará serán "La Divina Comedia" y "Julio César", entre otras. Total nada. A continuación vamos a ver qué nos ofrece la demo de este primer capítulo de "Enter the Story".


La demo comienza con Jean Valjean, protagonista de la historia, huyendo por las alcantarillas de Paris con Marius, el amado de su protegida sobre sus hombros. Esto sucede casi al final del libro, por lo que es de suponer que se trata de una de las últimas partes del juego o que éste se desarrolla a partir de este punto a base de flashbacks. Nuestra labor consistirá en evitar que la policia encuentre a Valjean, para lo que tendremos que llevar a cabo diferentes acciones gracias al curioso (y excesivamente incómodo, todo sea dicho) sistema de control.

Al contrario que en otras aventuras gráficas, en este juego no encarnaremos a ningún personaje en concreto, sino que seremos una especie de "director" que dirigirá la historia en la que los diversos personajes se ven inmersos. La idea es bastante original, pero el funcionamiento es bastante complejo y dificulta que se pueda avanzar con fluidez.

Cada vez que pulsemos con el botón izquierdo del ratón sobre un personaje (Valjean o los policías que le persiguen en el caso de la demo) nos aparecerá un texto con sus pensamientos. Guiándonos por estos pensamientos debemos "sugerirle" las acciones que creemos que debe llevar a cabo. Para ello pulsamos sobre él con el botón derecho y posteriormente sobre el objeto que queremos que coja o el lugar al que queremos que se desplace. Ya que no encarnamos a ningún personaje concreto podemos desplazarnos libremente por los escenarios para observarlos y después dar las indicaciones pertinentes a los personajes que se encuentran en ellos.


El aspecto gráfico del juego también es bastante peculiar. Los personajes son simplemente unas siluetas oscuras con unas animaciones muy limitadas mientras que los escenarios han sido sometidos a una serie de filtros que les da un aspecto desdibujado en el que se juega con los colores y con los tonos. Algunos parecen ser fotografías reales a las que se les han pasado estos filtros para convertirlas en algo parecido a dibujos. A primera vista el resultado es excesivamente simple y, por qué no decirlo, feo. Sin embargo, ese aspecto de oscuridad y suciedad que encontramos en la demo crea una ambientación muy sugerente para lo que se está narrando en ese momento. La banda sonora de la demo también ha sido muy bien elegida y contribuye bastante a crear esta ambientación.

A pesar de todo, es comprensible que el aspecto del juego resulte pobre o desagradable. A pesar de la ambientación que logra fabricar es excesivamente simple, pero ha sido el propio autor del juego el que ha optado por este aspecto "pseudominimalista". A mí personalmente me ha gustado, pero más que por su estética por los conceptos que sugiere (adjetivos como oscuro, tétrico, sucio, deprimente, opresivo... serían algunos de estos conceptos), muy acordes con la propia obra de "Los miserables".


El principal punto en contra de la demo (y por extensión del juego en sí) es el propio sistema de juego. Su excesiva complejidad, unida a la propia complejidad de los textos (que se encuentran en inglés... en un inglés no precisamente sencillo, si se me permite añadir, pues he requerido consultar el diccionario en más de una ocasión para llegar al final de la demo) puede llegar a convertir el juego en una experiencia verdaderamente frustrante. No obstante, el juego en sí es bastante interesante. Obviamente, no gustará a todo el mundo, pero no por eso deja de ser interesante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Los comentarios serán moderados antes de ser publicados.